El Ayuntamiento de Adra tiene ya con la aprobación definitiva del presupuesto anual, que cuenta con 22.759.000 euros para este 2020. Este presupuesto, que ya había sido aprobado el 27 de diciembre del pasado año, ha sufrido alguna modificación, al adaptarse a las recomendaciones del Ministerio de Hacienda, así como a la actual situación económica derivada de la pandemia del coronavirus.

Booking.com

Así, la ciudad de Adra tiene luz verde definitiva para contar con este presupuesto, que dispone del informe favorable del Ministerio de Hacienda. Un presupuesto que ha sido aprobado en la sesión plenaria celebrada este jueves, y que ha contado con el voto favorable del Partido Popular y Ciudadanos, la abstención del Partido Socialista y VOX, y con el voto negativo de Plataforma por Adra.

Las cuentas continúan la senda de estabilidad económica en las arcas públicas y permiten, además, contar con un mayor margen para las inversiones como resultado de la gestión realizada por el equipo de Gobierno los últimos años. Debido a la situación que atraviesa el municipio por la crisis del COVID-19, los presupuestos priorizan la atención a las cuestiones derivadas de esta pandemia en materia social, de mantenimiento de la ciudad y contribución a generar empleo y ayuda a los sectores económicos más dañados por las restricciones del estado de alarma. 

El plan de reactivación, una prioridad

A este respecto, el alcalde, Manuel Cortés, subrayó que es una “prioridad” la dotación de todos los recursos necesarias en el desarrollo del plan de reactivación económica y de apoyo social en el que “llevamos varias semanas trabajando” y “será público los próximos días”. 

Un programa de medidas “ambicioso” diseñado por el equipo de Gobierno para seguir luchando contra el coronavirus, basado en la protección de los ciudadanos, el apoyo asistencial a los colectivos vulnerables y la adopción de medidas económicas urgentes tanto para sectores afectados, como para el conjunto de la población. 

Además, el plan recoge una batería de medidas que ya están en marcha y otras que “estamos ultimando” dirigidas al pequeño comercio y autónomos en las que “venimos trabajando con sectores como la hostelería, restauración, cuidado personal, entre otros” para que sea “eficaz y realista”.

Cortés agradeció “la disposición mostrada a lo largo de la sesión plenaria y las sugerencias trasladadas por los distintos partidos políticos»,  a tener en consideración, si bien indicó que “en su práctica totalidad ya están recogidas en el plan de reactivación económica elaborado por el equipo de Gobierno y muchas de ellas ya están en desarrollo”.

Infraestructuras, mantenimiento y gasto social

Las partidas más relevantes del presupuesto irán destinadas a la creación y mejora de las infraestructuras del municipio, al gasto social y a la limpieza, jardinería y mantenimiento de la ciudad. Así, la inversión en gasto social supone una partida muy importante más aún en estos momentos de crisis sanitaria, recoge el incremento en Ayuda a Domicilio y la Ley de Dependencia. También refleja una partida destinada a garantizar la conciliación familiar y a la ayuda y prevención de las víctimas de violencia de género.

El presupuesto también recoge proyectos que para continuar la transformación de la ciudad, al tiempo que contempla el mantenimiento general del municipio con partidas muy importantes o el apoyo a los empresarios de los diferentes sectores económicos locales, que por el parón en este estado de alarma, han visto perjudicada su situación económica. Del mismo modo, apuestan por el mantenimiento y fortalecimiento de servicios básicos. Unas labores que, en la actualidad, se tornan vitales para la lucha contra la contención del coronavirus, para lo cual, el Ayuntamiento ha reforzado e intensificado las tareas de limpieza y desinfección.

“Anticipación y coordinación”

En otro orden de asuntos, durante el desarrollo del Pleno Municipal, el regidor abderitano destacó dos claves para seguir luchando por la contención del coronavirus: “anticipación y coordinación” que han sido la hoja de ruta para hacer frente a esta circunstancia extraordinaria, tanto es así que se comenzaron a aplicar medidas antes de la entrada en vigor del estado de alarma.

El trabajo de anticipación y refuerzo en las labores municipales, adaptándose a las nuevas circunstancias, se remonta a días antes de la entrada en vigor del estado de alarma. Así lo recordaba Cortés en una de sus intervenciones, en las que explicó todas las medidas tomadas por el consistorio a lo largo de estos días, entre otras, el refuerzo en las medidas de higiene y desinfección, que se van intensificando aún más con el alivio de las medidas de confinamiento.

Otra de las medidas destacadas por el primer edil fue la digitalización de la atención al ciudadano, que desde el primer día pudo ser posible gracias a la rápida gestión del equipo de Gobierno y que ha supuesto la atención de 12.000 consultas, gracias a la rápida adaptación de la administración al teletrabajo, asegurando la correcta gestión de los trámites y consultas a los vecinos y vecinas “gracias a la labor que están realizando los empleados públicos del consistorio”.